/ lunes 7 de diciembre de 2020

Covid deja rezago en pasantes de medicina

Profesores han dejado claro que no hay manera de que estudiantes de esta carrera puedan aprender online

QUERÉTARO. La pandemia provocó una afectación en los programas académicos, principalmente en la práctica de medicina y odontología, donde se tuvieron que reducir grupos y los programas se han retrasado meses enteros pues los estudiantes han dejado de ir a sus internados hasta por un año.

La directora de la facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Querétaro, Guadalupe Zaldívar Lelo de la Rea, reconoció que la crisis sanitaria por Covid-19 ha sido una cuestión sin precedentes pues se requiere totalmente la práctica para los alumnos de medicina.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

“En la formación médica son indispensables los campos clínicos, nosotros como universidad debido a que no tenemos ningún hospital universitario dependemos de las instituciones de salud de para los campos clínicos”.

Explicó que la Facultad de Medicina de la UAQ cuenta con un centro de simulación y que aunque han seguido con clases y talleres donde los estudiantes ven casos clínicos, esto nunca suplirá la práctica clínica de los hospitales.

“Para explorar el alumno tiene que llegar y tocar a pacientes con diferentes patologías, escuchar un corazón sano pero también un corazón enfermo, entonces eso solo se aprende y se adquiere con la práctica, no hay manera de que se aprenda online, tiene que estar el alumno con el paciente”.

Al respecto, Héctor Mancilla Herrera, coordinador de la licenciatura y posgrados de Odontología de la Universidad Autónoma de Querétaro dijo que la atención y prácticas en materia de odontología también representan una cercanía de los estudiantes con los pacientes.

“En promedio son 50 centímetros de la boca del paciente a nuestra cara y eso implicó tener que invertir en protección personal y desarrollar protocolos para la seguridad de los estudiantes”.

Al cierre del primer semestre de la pandemia se tuvieron que reajustar en promedio 3 mil horas práctica-alumno, en la carrera de odontología, entre laboratorios y clínicas para poder solventar el semestre y aunque algunas se pueden impartir a distancia la mayoría necesitan prácticas presenciales.

Todo se canceló este año y ya no se va a poder recuperarMayra Reyes / Médico residente del ISEM

Son los estudiantes los que más se han visto afectados, es por ello que a un año de la emergencia a nivel mundial, la doctora Mayra Reyes, médico residente, que estudia la especialidad de pediatría en el Hospital General de Cuautitlán del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM) señaló que durante la pandemia no han podido tener sus clases de forma regular, además de que el número de pacientes que se atendían con otras patologías se ha reducido mucho.

“En nuestro hospital teníamos un programa académico que incluía rotaciones a hospitales de tercer nivel, como el Hospital Infantil de México o el Instituto Nacional de Pediatría, pero todo se canceló este año y ya no se va a poder recuperar”, comentó la doctora residente.

Otro ámbito en el que se han visto afectados los médicos becarios es que, a pesar de no tener un contrato laboral como tal, ya que reciben una beca y no un salario, es que han tenido que sacar adelante el trabajo que hay en el hospital donde también estudian y sufrir la escasez de material o condiciones precarias, aún con el riesgo de enfermar o llevar algún tipo de contagio a casa.

La doctora Reyes comentó que hasta el momento las autoridades no han diseñado una estrategia que permita a los médicos residentes que estudian una especialidad continuar con su formación académica, incluso, las autoridades sanitarias les han informado que den por perdidos estos cursos de intercambio, ya que por cuestiones de tiempo no habrá posibilidad de retomarlos.

Lo mismo pasa con estudiantes de universidades privadas, como Paulina, alumna de noveno semestre de Medicina de la Universidad del Valle de México (UVM) campus Boca del Río, Veracruz, quien explicó que también se ha visto afectada en la transición para el internado médicado de pregrado.

“Perdimos prácticas importantes de lo que es ginecología y obstetricia, pediatría, cirugía, traumatología entre otras carreras”, finalizó.

Con información de Genoveva Ortiz/La Prensa e Ingrid Ruiz Rivera/Diario de Xalapa






Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Deezer

QUERÉTARO. La pandemia provocó una afectación en los programas académicos, principalmente en la práctica de medicina y odontología, donde se tuvieron que reducir grupos y los programas se han retrasado meses enteros pues los estudiantes han dejado de ir a sus internados hasta por un año.

La directora de la facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Querétaro, Guadalupe Zaldívar Lelo de la Rea, reconoció que la crisis sanitaria por Covid-19 ha sido una cuestión sin precedentes pues se requiere totalmente la práctica para los alumnos de medicina.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

“En la formación médica son indispensables los campos clínicos, nosotros como universidad debido a que no tenemos ningún hospital universitario dependemos de las instituciones de salud de para los campos clínicos”.

Explicó que la Facultad de Medicina de la UAQ cuenta con un centro de simulación y que aunque han seguido con clases y talleres donde los estudiantes ven casos clínicos, esto nunca suplirá la práctica clínica de los hospitales.

“Para explorar el alumno tiene que llegar y tocar a pacientes con diferentes patologías, escuchar un corazón sano pero también un corazón enfermo, entonces eso solo se aprende y se adquiere con la práctica, no hay manera de que se aprenda online, tiene que estar el alumno con el paciente”.

Al respecto, Héctor Mancilla Herrera, coordinador de la licenciatura y posgrados de Odontología de la Universidad Autónoma de Querétaro dijo que la atención y prácticas en materia de odontología también representan una cercanía de los estudiantes con los pacientes.

“En promedio son 50 centímetros de la boca del paciente a nuestra cara y eso implicó tener que invertir en protección personal y desarrollar protocolos para la seguridad de los estudiantes”.

Al cierre del primer semestre de la pandemia se tuvieron que reajustar en promedio 3 mil horas práctica-alumno, en la carrera de odontología, entre laboratorios y clínicas para poder solventar el semestre y aunque algunas se pueden impartir a distancia la mayoría necesitan prácticas presenciales.

Todo se canceló este año y ya no se va a poder recuperarMayra Reyes / Médico residente del ISEM

Son los estudiantes los que más se han visto afectados, es por ello que a un año de la emergencia a nivel mundial, la doctora Mayra Reyes, médico residente, que estudia la especialidad de pediatría en el Hospital General de Cuautitlán del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM) señaló que durante la pandemia no han podido tener sus clases de forma regular, además de que el número de pacientes que se atendían con otras patologías se ha reducido mucho.

“En nuestro hospital teníamos un programa académico que incluía rotaciones a hospitales de tercer nivel, como el Hospital Infantil de México o el Instituto Nacional de Pediatría, pero todo se canceló este año y ya no se va a poder recuperar”, comentó la doctora residente.

Otro ámbito en el que se han visto afectados los médicos becarios es que, a pesar de no tener un contrato laboral como tal, ya que reciben una beca y no un salario, es que han tenido que sacar adelante el trabajo que hay en el hospital donde también estudian y sufrir la escasez de material o condiciones precarias, aún con el riesgo de enfermar o llevar algún tipo de contagio a casa.

La doctora Reyes comentó que hasta el momento las autoridades no han diseñado una estrategia que permita a los médicos residentes que estudian una especialidad continuar con su formación académica, incluso, las autoridades sanitarias les han informado que den por perdidos estos cursos de intercambio, ya que por cuestiones de tiempo no habrá posibilidad de retomarlos.

Lo mismo pasa con estudiantes de universidades privadas, como Paulina, alumna de noveno semestre de Medicina de la Universidad del Valle de México (UVM) campus Boca del Río, Veracruz, quien explicó que también se ha visto afectada en la transición para el internado médicado de pregrado.

“Perdimos prácticas importantes de lo que es ginecología y obstetricia, pediatría, cirugía, traumatología entre otras carreras”, finalizó.

Con información de Genoveva Ortiz/La Prensa e Ingrid Ruiz Rivera/Diario de Xalapa






Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Deezer

Local

Hay 66 vacantes para médicos especialistas en Guanajuato

Las plazas que ofertan son de especialistas, internistas, anestesiólogos, urgenciólogos y pediatras

Doble Vía

La “Mona” se autorregala la camioneta de sus sueños

“Sí eres influencer y le hechas ganas te va bien. Yo antes no cobraba porque no sabía, pero ya no”

Cultura

Exponen SURA AM e IEC la muestra ‘La atracción en México’

A través de las obras se realiza un recorrido entre los años 1960 y 1991 que pertenecen a tres momentos clave en el arte mexicanos

Deportes

Campeche se adueña de La Fortaleza y ‘cañonea’ a Bravos

Para este miércoles se disputa el segundo enfrentamiento a partir de las 19:30 horas

Local

Anuncia SCT cierre temporal de carril en carretera León-Silao

Las obras de modernización comenzarán a partir del lunes 30 de mayo

Ciencia

Fotos antiguas evidencian la desaparición de estrellas y podrían probar vida extraterrestre

Si eres de los que creen en la vida extraterrestre quizás esto te saque más de dudas, científicos no logran explicar la desaparición de las estrellas

Local

Hay 66 vacantes para médicos especialistas en Guanajuato

Las plazas que ofertan son de especialistas, internistas, anestesiólogos, urgenciólogos y pediatras

Mundo

Lo que sabemos de Salvador Ramos, autor del tiroteo en escuela de Texas

El presunto autor del tiroteo disparó contra su abuela antes de atacar la primaria en Uvalde, Texas