imagotipo

Suman seis casos de Coxsackie en Guanajuato

Por Monserrat Caudillo

El secretario de Salud en el estado, Daniel Alberto Díaz Martínez, dijo que a la fecha suman seis casos del virus de Coxsackie en Guanajuato, contagio que ha afectado principalmente a los menores de edad.

En entrevista, el funcionario estatal explicó que, aunque la enfermedad suele ser benigna y es casi imposible que se presenten complicaciones graves, dijo se ha puesto total atención, ello con el objetivo de que no se convierta una alerta de sanitaria.

Detalló que, de los seis casos de la enfermedad detectada en Guanajuato son los municipios de León, Celaya en donde se identificaron 2 casos en cada uno 1 más a Victoria y en la capital del estado.

“En el estado se han presentado casos de este padecimiento, pero ya se están atendiendo oportunamente, contamos con el personal capacitado y el tratamiento correcto para dar atención, pero hay algo que lo previene que es el lavado de manos, los niños son más susceptibles por que se llevan muchos objetos a la boca, entonces aquí es importante que los padres de familia con frecuencia les laven sus manos para evitarlo”, recomendó.

Y es que es de mencionar que a la fecha suman 7 estados de la república como lo son: Tlaxcala, Oaxaca, Hidalgo, Estados de México, Querétaro, Zacatecas y Tamaulipas   que han emitido alerta sanitaria dado al alto incremento en el número de casos del virus de coxsackie, nombre que se tomó de un pueblo del condado de Greene en el Estado de Nueva York en los Estados Unidos, donde se identificó por primera vez.

Daniel Alberto Díaz precisó que el virus suele estar presente en el ambiente, sobre todo en verano y otoño, dijo que si bien causa malestar general a quien lo padece, lo común es que se resuelva sin dejar secuelas.

Precisó que a los tres días de haber adquirido el virus se presentan los síntomas: fiebre alta, malestar general, dolor de garganta, lesiones en la boca y las extremidades, por lo que recomendó que en caso de presentar algunos de esos síntomas acudir a la unidad de salud más cercana.

El funcionario estatal reiteró que la enfermedad es altamente contagiosa y suele propagarse de una persona a otra a través del contacto con manos sucias y superficies contaminadas con heces, además de que se puede contagiar mediante las gotitas de líquido que se expulsan al estornudar o toser.

“No existe vacuna, el principal medio de prevención es lavado de manos frecuente, sobre todo después de ir al baño; en especial, en los lugares públicos, después de cambiar pañales, antes de las comidas y antes de preparar alimentos. Los juguetes que se comparten en las guarderías deben limpiarse de manera regular con un desinfectante porque el virus puede vivir en estos objetos durante varios días. Los niños que contraen una infección, deben faltar a la escuela o a la guardería durante una semana para evitar el contagio a otros niños”, concluyó.