/ sábado 4 de junio de 2022

Arte huichol: una artesanía que sobrevive al “regateo”

Aretes, brazaletes, collares, aplicaciones para accesorios y prendas o figuras forradas, son algunas de las artesanías huicholes que están llenas de color, tradición folclor y orgullo

León, Gto.- Aretes, brazaletes, collares, aplicaciones para accesorios y prendas o figuras forradas, son algunas de las artesanías huicholes que están llenas de color, tradición folclor y orgullo. Sus artesanos son dignos representantes de esta popular actividad que ha trascendido fronteras.

En León, una de ellas es Marcela, originaria de Tepic, Nayarit , pero que desde hace nueve años, radica en la ciudad de León y quien enamorada de sus raíces y de las artesanías huicholes, decidió emprender con esta hermosa actividad, para llevar un poco de la cultura de su tierra a otros lugares.

“Cuando me vine a vivir a León, valore mucho más el arte huichol, yo iba a visitar a mi tierra y cuando regresaba, traía algunos accesorios, para mi uso personal, entonces comencé a ver que a las personas les gustaba y me propuse el hacer cosas sencillas, como aretes o brazaletes y así fue como comencé, mi meta ahora es comprarles a los artesanos de las comunidades de Tepic y yo traer su trabajo y comercializarlo aquí”.

Suscríbete a nuestra edición digital

Arte ancestral pero también regateado

El arte huichol es ancestral, que tiene su origen cuando los chamanes huicholes, ingerían peyote, denominado por ellos mismos como el cactus sagrado, que los hacía franquear el umbral de los desconocido y relacionarse así con lo divino, es por eso que las imágenes o los patrones, tienen una combinación de colores inigualable.

Lamentablemente, es un arte muy regateado, pues aún no es valorado por turistas y compradores. “Es una actividad en la que necesitas mucho de tu vista, de tu paciencia y de la combinación de colores, es un arte que no es valorado, y las personas no entienden que no es solo un accesorio sino que es parte de una cultura, de la cultura mexicana, la cultura huichol, el regateo de los precios es algo muy difícil de valorar, pero también es cierto que cada vez más gente acepta el precio estipulado”, explicó Marcela.

Precios para todos los gustos

Y es que los precios son extensos, se pueden encontrar un par de broqueles desde 50 pesos, hasta figuras revestidas con un valor de hasta 20 mil pesos.

Marcela, comentó que a veces un accesorio pasa por muchas manos, un par de aretes, un brazalete o un collar, lo tienen que hacer entre tres personas y trabajar durante una semana, para poder tener listo el producto. Por ejemplo, ella platica que las cuentas y chaquiras que utiliza, se las mandan desde Nayarit, pues en León no se comercializan.

Es mediante patrones, que se realizan estas artesanías, y es por partes, es decir, si el collar lleva una flor, una figura específica, entran más manos. Los artesanos, se dejan llevar por su imaginación pero todo parte de la cultura huichol. “Entra el venado, el alacrán, el sol, la luna o la flor de peyote, que son elementos sagrados para ellos y lo externan en estos accesorios”, dice Marcela, mientras en sus manos sostiene un collar que ella misma elaboró.

Para innovar, este arte ya está presente como aplicación en accesorios y ropa, como por ejemplo gorras, chamarras, camisetas e incluso bolsas.

Por ahora Marcela realiza diseños pequeños, pues esta actividad la combina con otro trabajo, actualmente, trabaja en hacer crecer su negocio y su marca, y elabora las piezas sobre pedido, pues tiene que mandar traer la materia prima desde su tierra natal.



León, Gto.- Aretes, brazaletes, collares, aplicaciones para accesorios y prendas o figuras forradas, son algunas de las artesanías huicholes que están llenas de color, tradición folclor y orgullo. Sus artesanos son dignos representantes de esta popular actividad que ha trascendido fronteras.

En León, una de ellas es Marcela, originaria de Tepic, Nayarit , pero que desde hace nueve años, radica en la ciudad de León y quien enamorada de sus raíces y de las artesanías huicholes, decidió emprender con esta hermosa actividad, para llevar un poco de la cultura de su tierra a otros lugares.

“Cuando me vine a vivir a León, valore mucho más el arte huichol, yo iba a visitar a mi tierra y cuando regresaba, traía algunos accesorios, para mi uso personal, entonces comencé a ver que a las personas les gustaba y me propuse el hacer cosas sencillas, como aretes o brazaletes y así fue como comencé, mi meta ahora es comprarles a los artesanos de las comunidades de Tepic y yo traer su trabajo y comercializarlo aquí”.

Suscríbete a nuestra edición digital

Arte ancestral pero también regateado

El arte huichol es ancestral, que tiene su origen cuando los chamanes huicholes, ingerían peyote, denominado por ellos mismos como el cactus sagrado, que los hacía franquear el umbral de los desconocido y relacionarse así con lo divino, es por eso que las imágenes o los patrones, tienen una combinación de colores inigualable.

Lamentablemente, es un arte muy regateado, pues aún no es valorado por turistas y compradores. “Es una actividad en la que necesitas mucho de tu vista, de tu paciencia y de la combinación de colores, es un arte que no es valorado, y las personas no entienden que no es solo un accesorio sino que es parte de una cultura, de la cultura mexicana, la cultura huichol, el regateo de los precios es algo muy difícil de valorar, pero también es cierto que cada vez más gente acepta el precio estipulado”, explicó Marcela.

Precios para todos los gustos

Y es que los precios son extensos, se pueden encontrar un par de broqueles desde 50 pesos, hasta figuras revestidas con un valor de hasta 20 mil pesos.

Marcela, comentó que a veces un accesorio pasa por muchas manos, un par de aretes, un brazalete o un collar, lo tienen que hacer entre tres personas y trabajar durante una semana, para poder tener listo el producto. Por ejemplo, ella platica que las cuentas y chaquiras que utiliza, se las mandan desde Nayarit, pues en León no se comercializan.

Es mediante patrones, que se realizan estas artesanías, y es por partes, es decir, si el collar lleva una flor, una figura específica, entran más manos. Los artesanos, se dejan llevar por su imaginación pero todo parte de la cultura huichol. “Entra el venado, el alacrán, el sol, la luna o la flor de peyote, que son elementos sagrados para ellos y lo externan en estos accesorios”, dice Marcela, mientras en sus manos sostiene un collar que ella misma elaboró.

Para innovar, este arte ya está presente como aplicación en accesorios y ropa, como por ejemplo gorras, chamarras, camisetas e incluso bolsas.

Por ahora Marcela realiza diseños pequeños, pues esta actividad la combina con otro trabajo, actualmente, trabaja en hacer crecer su negocio y su marca, y elabora las piezas sobre pedido, pues tiene que mandar traer la materia prima desde su tierra natal.



Local

Recluta delincuencia a adolescentes por dificultad para juzgarlos: Huett

Tienen riesgo latente de perder la vida en hechos de violencia

Local

Detectan primer caso de viruela del mono en Guanajuato

Se trata de un hombre de 54 años originario de León

Local

El miércoles vacunan a niños de 5 a 11 años en los Pueblos del Rincón y en otros 22 municipios

Este martes serán entregadas las vacunas en los 26 módulos de vacunación de los 24 municipios destinados

Local

En octubre finalizan obras de la Biblioteca Ignacio García Téllez

Actualmente lleva un avance del 80% y tiene una inversión de 11.3 millones de pesos

Literatura

Dedican FENALEM al estado de Guanajuato

Tanto en el comité organizador como en el programa participan autoras guanajuatenses

Local

Beneficia transición de EU a Guanajuato

El gobernador de Guanajuato dijo que en el estado se está gestando el ecosistema para migrar hacia la electromovilidad

Local

Arranca contienda de Taste! 2022, el coctel de la moda

Participan jóvenes guanajuatenses para coronarse como la mejor bebida de la edición

En el ring

Humberto “La Chiquita” González: “Hasta en las derrotas se gana”

Comenzó desde abajo, lo ganó todo… Y vive para contarlo. El cuatro veces campeón mundial minimosca comparte con El Sol de México parte de su inspiradora historia

Cultura

El barrio chino debajo de Mexicali

En el subterráneo de esta ciudad fronteriza, un misterioso barrio chino de más de cien años de antigüedad, está resurgiendo por el interés de empresarios, autoridades y curiosos