imagotipo

La tercera es la vencida, viene recargado

  • Antonio Galván Torres

Uno de los personajes más polémicos y de mayor presencia nacional, ha sido el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador, quien en estos momentos, de acuerdo a las preferencias electorales y de opinión pública, tiene amplias posibilidades de ser el próximo Presidente de la República Mexicana y quien contendería por tercera ocasión a este cargo.

Ha sido candidato a la presidencia dos veces por el PRD y ahora,  se presentará ante los mexicanos como postulado por el Partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena). Por este motivo, sus opositores políticos en turno se han encargado de crear mitos en su entorno, que hoy por hoy se han ido derrumbando por su propio peso, pero vamos a echar un vistazo somero a alguno de ellos. Empecemos con las elecciones del 2006, para entonces Felipe Calderón quien era candidato a la Presidencia, orquestó una campaña de desprestigio diciendo que Andrés Manuel López Obrador era un peligro para los mexicanos y lo que podría pasar si éste llegara a ganar las elecciones, lo  que siguió después ya la conocemos, la victoria para Felipe Calderón, por lo que ahora habrá que preguntarles a las familias de los 50 mil muertos, de los miles de desplazados y de los desaparecidos a ver que nos contestan, habrá que preguntarles directamente a las viudas y a las madres de las miles de personas asesinadas, y a los huérfanos ¿quién? después de vivir esas noches obscuras y largas ¿ quién fue el peligro para México?.

En las elecciones del 2012, cuando contendió con el actual Presidente Enrique Peña Nieto como candidato del Partido Revolucionario Institucional, nuevamente se vuelve a escuchar el mismo eco de que López Obrador  era un peligro ¿y qué creen?  Estos comentarios vuelven a tener efecto en las elecciones y actualmente el nuevo gobierno cambia de estrategia prohibiendo la Apología del delito, pero primero la diferencia son las cifras de muertos  y como ya lo he apuntado en otras columnas en este gobierno se han rebasado más de 90 mil muertos, luego entonces al final de cuentas se antoja que nos respondan, quién representó el peligro en estos 12 años por falta de políticas públicas y seguridad adecuada? Y la cereza del pastel es la ley de Seguridad interior.

Al político tabasqueño, con tal de descalificarlo ante sus seguidores y simpatizantes, también lo han comparado con todo tipo de dirigentes políticos de otros países. Empecemos por el Jefe Diego Fernández de Ceballos, ex candidato a la presidencia de la República, quien perdió las elecciones con Carlos Salinas, cuando refirió en un programa de noticiero “La nota dura”, que (López Obrador) “está haciendo lo que Trump, busca la inconformidad, el coraje, el resentimiento en la sociedad, los odios para conseguir adeptos a su causa”. Además, la diputada Marcela González también se refiere en una entrevista que “le parece muy peligroso que Trump argumente que no reconocerá los resultados de elección, y que habrá un complot, eso ya lo hemos vivido aquí”. En esta tesitura, el vicecoordinador del PRD, Jesús Zambrano, también lo comparó diciendo se parece mucho Trump a López obrador, en otra entrevista. En otros momentos también lo han comparado con el Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro; con el extinto Presidente de Cuba, Fidel castro; y el ex Presidente de Venezuela, Hugo Chávez. Ya solo falta que lo comparen con el líder de Corea del Norte Kim Jong, porque si llega a ser Presidente de México tendrá ambiciones nucleares y construirá la bomba H.

Con todos los argumentos vertidos en supra líneas, considero que es tiempo de que en México se haga una política sería, de altura, que entiendan los probables candidatos a la Presidencia de la República que ya hay un hartazgo de estas corruptelas,  que hablen de sus programas de cómo van a conducir al país, de cómo va a ser su rendición de cuentas y a que están dispuestos,  en caso de incumplir sus promesas porque los mexicanos estamos cansados de demagogia pura, en donde los políticos en turno sólo dicen lo que quieren escuchar sus electores y luego cambian el discurso para buscar el aplauso fácil.

El candidato de morena, enarbola un lema interesante cuando dice “Juntos haremos historia”,  con lo cual veo a un hombre que ha llegado a la madurez política y personal, que ha sorteado todos los caminos y que por lo menos en teoría, no parece que su objetivo sea amasar fortunas, que lleva años y años preparándose para ser Presidente, que ha recorrido el país y que por lo menos está será la tercera ocasión. Andrés Manuel López Obrador se ha pronunciado como Juarista, que incentivará la inversión pública pero también la privada, que se rebajará el sueldo como Presidente, que respetará el derecho a disentir a la diversidad, que combatirá la corrupción y la inseguridad, que reencausará la política energética, que apoyará a los jóvenes y adultos mayores, que descentralizará las dependencias federales y que ejercerá una presidencia itinerante,

Con lo anteriormente dicho, la lectura que doy es que hay dos corrientes para estas próximas elecciones, el candidato de morena que representa una nueva forma de gobierno, planteada y todos los demás que han representado más de lo mismo.

 

galvantorres33@hotmail.com